Each depositor insured to at least $250,000 per insured bank



Inicio > Protección de los consumidores > Educación financiera > Historias de éxito de Money Smart - Otoño de 2011





Historias de éxito de Money Smart - Otoño de 2011

Skip Left Navigation Links
<
0
Pagina de inicio de Money Smart
Money Smart para adultos
Money Smart para jóvenes
Enseñanza con soporte informático
Red de Podcast de Money Smart
Programa de capacitación de instructores
Noticias de Money Smart
Solicite Money Smart
Miembros de la Alianza
Un enfoque en…
Publicaciones y otros recursos
Comunicados de prensa
Contactos
En inglés

Historias de éxito desde los comienzos: Los socios de Money Smart recuerdan los primeros 10 años

No se pierda los consejos para educadores financieros luego de las siguientes reflexiones de los socios de Money Smart.

Con la ayuda del programa de estudio Money Smart de la FDIC, varias instituciones bancarias y sus socios de la comunidad (tales como escuelas, organizaciones sin fines de lucro y agencias gubernamentales estatales y locales) han comenzado a ofrecer educación financiera en sus comunidades. Celebrando el 10º aniversario de Money Smart, esta edición de nuestras "Historias de éxito" destaca reflexiones de 10 profesionales respecto de su trabajo en la última década.

—————

"Money Smart nos ayuda a llegar a la comunidad, en especial, a las escuelas. Los estudiantes son receptivos y realmente absorben el material".

-- Pamela Days-Luketich, Funcionaria de Educación para la Comunidad, Chelsea Groton Bank, Groton, CT

"La ciudad de Simi Valley comenzó a utilizar el programa en línea de Money Smart como requisito previo a recibir un subsidio de nuestro Programa de Asistencia para Depósitos de Garantía (ayuda a que familias de bajos ingresos aseguren una unidad de arrendamiento en la ciudad) o de nuestro Programa de Asistencia para la Prevención de Desalojos (brinda un subsidio a arrendatarios o propietarios de bajos ingresos ante la pérdida de su hogar debido a un acontecimiento imprevisto). Luego de rastrear las razones por las cuales la gente necesitaba asistencia en primer lugar, descubrimos que algunos hogares habían buscado préstamos de día de pago y continuaban retrasándose. Creemos que el programa Money Smart ha hecho que nuestros programas sean más eficientes al ayudar sólo a aquellos que estaban dispuestos a estar financieramente instruidos".

-- Shannon Nash, Senior Planner, Planificador Senior, Departamento de Servicios Ambientales y Vivienda, Ciudad de Simi Valley, CA

"Es muy efectivo para los adultos. Realizamos muchas tareas de extensión con agencias sin fines de lucro a fin de brindar conocimiento financiero a los clientes, incluyendo a los inmigrantes".

-- Leo MacNeil, Vicepresidente Senior, HarborOne Credit Union, Brockton, MA

"El banco Cape Cod Five Cents Savings Bank utiliza Money Smart hace por lo menos seis años. En 2010, designamos a un empleado de tiempo completo como Funcionario de Educación Financiera. Esta persona es responsable exclusivo del programa de estudio Money Smart y lo utiliza como referencia para el diseño de cualquier otro programa de estudio. Money Smart es uno de los programas mejor diseñados de la actualidad. Está bien organizado en cuanto a la manera en la que el contenido se presenta de módulo a módulo. Es sencillo para los facilitadores enseñarlo, y es sencillo para los participantes seguir y comprender los conceptos".

-- Patricia A. Walsh, Gerente, Capacitación y Desarrollo, Cape Cod Five Cents Bank en Orleans, MA

"Muchos participantes del taller comentan que 'jamás habían pensado en ahorrar dinero separando un poco antes de pagar las cuentas'. Asimismo, expresan que 'les sorprende lo mucho que gastan a diario' luego de hacer un seguimiento de sus gastos durante tres días, utilizando un diario de gastos. En una clase, varios individuos expresaron que solicitarían una cuenta corriente en un banco local que ofrecía un programa de segundas oportunidades (para personas cuyas cuentas bancarias fueron cerradas por un banco anteriormente). Estaban contentos de poder obtener y mantener una cuenta corriente nuevamente".

-- Jane E. Schockemoehl, Coordinadora del Programa de Desarrollo de Fuerza de Trabajo de Iowa, Des Moines, IA

"Usamos Money Smart hace casi 10 años. El programa Money Smart coincidió con las metas y los objetivos de nuestra población estudiantil en aquel entonces, la cual estaba formada por clientes de una residencia local para sobrevivientes de violencia doméstica. Las mujeres tenían escasa experiencia positiva en lo que respecta a asuntos financieros, y el programa de estudio de Money Smart servía de trampolín para debates sobre reparación de crédito, elaboración de presupuestos y productos y servicios bancarios adecuados. Durante los últimos dos años, también comenzamos a utilizar el programa de estudio Money Smart para estudiantes locales de secundaria. Complementamos el programa de estudio con actividades adicionales o anécdotas y ejemplos del mundo real, o acortamos el módulo según el tiempo disponible".

-- Susan Paley, Funcionaria de Relaciones Comunitarias, The Village Bank, Auburndale, MA

"Money Smart continúa progresando con el transcurso del tiempo para satisfacer las cambiantes necesidades de nuestra comunidad, como es el caso del módulo actualizado sobre recuperación financiera. A menudo tratamos con personas no bancarizadas o bancarizadas en forma limitada. Muchas cuentas se han abierto gracias a Money Smart, y los participantes están aprendiendo cómo ahorrar dinero. Money Smart los ayuda a tener una perspectiva realista de sus finanzas y de cuándo comprar una lata de gaseosa realmente tiene sentido".

-- Teresa Harrison, Consejo de Desarrollo de Arkansas Central, Benton, AR

"Nuestras familias, las cuales hoy en día experimentan la falta de vivienda, y las que incluyen madres jóvenes mayormente, tienen la oportunidad de que bancarios que se preocupan las visiten y les presenten principios de administración de dinero y educación financiera. Esta clases han sido muy beneficiosas para aquellos que han participado, permitiéndoles, en un ambiente libre de amenazas, aprender maneras más efectivas de ahorrar y administrar dinero, aprender más sobre las instituciones financieras y lo que ofrecen, y ofrecer las capacidades necesarias para mejorar su autosuficiencia. Las clases también permiten que las familias piensen en administrar su dinero y ahorrar para su futuro, las cuales son formas de pensar que a menudo han sido dejadas a un lado debido a la falta de vivienda. Valoramos mucho la disponibilidad continua de las clases de educación financiera del programa de estudio Money Smart, ya que hemos visto anteriormente el éxito de nuestras familias gracias a la incorporación de nuevas capacidades y conocimiento.

-- Erin Spaulding, Director Ejecutivo, Centro de Vida Familiar de YMCA en Old Colony, Brockton, MA

"Money Smart es conciso y fácil de presentar. También nos permite agregar información adicional, dependiendo del sujeto o la categoría facilitada, para satisfacer las necesidades de nuestros participantes. Los certificados provistos les otorgan a los estudiantes un sentido de logro y perfeccionamiento. Las versiones actualizadas han sido de gran ayuda para nuestra comunidad hispano hablante. También tenemos una comunidad criollo hablante que podría verse beneficiada con la nueva traducción al criollo de Money Smart ofrecida por la FDIC, y estamos ansiosos por utilizarla. Durante el último año, hemos utilizado la versión informática que nos ha permitido encontrar alojamiento para familias trabajadoras".

-- Betty A. McCree, Director de Programa, Centro de Negocios de Desarrollo del Patrimonio, Stamford, CT

"Continuamos utilizando Money Smart porque creemos que es un muy buen punto de partida para la gente. Es fácil encontrar información básica, y si los participantes necesitan más, podemos buscarla. ¡Y es gratuita! En especial, nos agrada el nuevo módulo sobre cómo recuperarse de los problemas financieros. Lo presentamos a una amplia variedad de públicos. Por ejemplo: estudiantes de secundaria que se han convertido en adultos regresan a decirnos: "¡Es lo mejor que hemos aprendido!". Además, tenemos personas que se encuentran en alojamiento transitorio que han logrado mejorar sus vidas y estabilizarse aprendiendo cómo reparar su crédito y cómo administrar su dinero".

-- Doreen F. Allen, Presidente de Sucursal, Merchants Bank, Northfield, VT

Creación de nuevas historias de éxito: Consejos para los educadores financieros de los próximos 10 años

¿Cuáles son algunas de las lecciones más importantes que el personal de la FDIC ha aprendido en los primeros 10 años de Money Smart que los educadores financieros pueden poner en práctica? Luke W. Reynolds, Jefe de la Sección de Extensión y Desarrollo del Programa de la FDIC, que incluye el programa Money Smart, sugirió 10 estrategias para los educadores financieros de los próximos 10 años:

1. Comprender que no hay una fórmula única Asegurar que la información satisfaga las necesidades de los estudiantes (tal vez con la ayuda de la herramienta de evaluación en cada uno de los módulos de Money Smart) y que se presente de manera adecuada y práctica. "Una de las razones por las cuales todos los módulos del programa de estudio de Money Smart son tan detallados es para permitir que los instructores escojan y seleccionen el material", agregó. "Pero recuerden, la gente no siempre sabe qué es lo que no sabe, así que no eliminen un concepto básico sólo porque fue algo en lo que los participantes no demostraron interés". Reynolds también recomendó que los educadores tomaran en cuenta los resultados del análisis de necesidades al fomentar o promover de cualquier otra manera los talleres "para que los potenciales participantes puedan relacionarse con el objetivo de la capacitación y comprender para qué les será útil".

2. Incentivar a los educadores para que presenten metas y planes de acción en sus clases. "Así como los participantes de Money Smart deberían ser capacitados para identificar sus metas financieras y desarrollar planes para alcanzarlas, los educadores financieros deberían saber por qué utilizan el programa de estudio y qué tipos de resultados desean ver en las vidas financieras de los participantes", dijo Reynolds. "Al comprender qué es lo que buscan en general, los educadores pueden ofrecer las partes pertinentes del programa de estudio de manera más sencilla e identificar servicios o programas de soporte".

3. Buscar un cambio de comportamiento. "La educación financiera es el medio para un fin, no el fin", explicó Reynolds. "La educación financiera que se ofrece para ayudar a consumidores desatendidos debe guiarlos a actuar de acuerdo con sus metas, ya sea abriendo su primera cuenta de depósito, implementando una estrategia para pagar deudas de alto costo, o generando pequeños negocios".

4. Buscar colaboraciones que involucren instituciones financieras y organizaciones sin fines de lucro. ¿Por qué? "Para instar oportunidades para que los estudiantes actúen de acuerdo con su nuevo conocimiento", expresó Reynolds. "Por ejemplo, los estudiantes de una escuela a los que se les enseña Money Smart para Jóvenes Adultos y que tienen acceso a un programa de ahorro escolar pueden fácilmente actuar de acuerdo con su conocimiento abriendo una cuenta de ahorros... y desarrollando hábitos para toda la vida". Agregó que en general el programa Money Smart está diseñado para ayudar a facilitar colaboraciones entre bancos y organizaciones sin fines de lucro a fin de beneficiar a consumidores de todas las edades.

5. Mantenerse actualizado con los desarrollos actuales relacionados con las finanzas personales y con cómo brindar educación financiera en forma efectiva. Por ejemplo: es posible que las nuevas leyes o normas afecten lo que los consumidores deben hacer al buscar una hipoteca, y cambiar las prácticas industriales puede generar nuevos productos, nuevas características de productos, o nuevos servicios sobre los cuales los consumidores necesitan ser educados. La publicación trimestral Noticias de Money Smart de la FDIC es un recurso que pueden utilizar para estar al tanto de los desarrollos de interés para educadores financieros.

6. Evitar el afán de desarrollar nuevos recursos. "Primero debemos enfocarnos en cómo ofrecer educación financiera en forma efectiva utilizando nuestros existentes, y posiblemente limitados, recursos", mencionó Reynolds. "Éste es un buen ejemplo de cómo las sociedades que desarrollas pueden ser clave para impulsar recursos escasos". Recuerden que el programa de estudio Money Smart puede ser modificado para satisfacer necesidades educativas exclusivas sin aprobación previa de la FDIC.

7. Pensar en forma creativa al decidir dónde ofrecer educación financiera. Las clases en aulas no son la única opción, ni siempre la mejor manera, para ofrecer educación financiera. Otras buenas opciones son los lugares donde los consumidores toman decisiones financieras. Por ejemplo, en el sitio Web de una institución financiera donde los consumidores pueden seleccionar y abrir una nueva cuenta, se puede considerar un vínculo a información sobre cuentas de depósitos en la red de Podcast Money Smart de la FDIC. La educación financiera también puede integrarse con guiones utilizados por personal bancario o asesores de organizaciones sin fines de lucro.

8. Reconocer que los maestros, los bancarios, y otras personas que ofrecen educación financiera no tienen por qué ser expertos financieros personales para comenzar. "La clave es que los educadores se tomen el tiempo para ponerse al día rápidamente respecto del contenido básico y las estrategias fundamentales para talleres efectivos, y para familiarizarse con los objetivos del taller que están ofreciendo", mencionó Reynolds. Destacó que el programa de estudio Money Smart de la FDIC "cuenta con recursos que son ideales para esta tarea, entre los cuales encontramos la Guía para Presentar que se incluye en todos los CD". En algunos casos, es posible que los especialistas en capacitación trabajen junto con personal de instituciones financieras que aporta experticia especializada en los temas de finanzas personales que se tratarán.

9. Documentar los resultados y celebrar el éxito. Comiencen con las evaluaciones previas y posteriores de cada módulo de Money Smart para medir el conocimiento adquirido, y explorar maneras de medir los cambios conductuales en el tiempo. Por ejemplo: para una iniciativa educativa que promueve las cuentas de ahorro para una segunda oportunidad (para personas cuyas cuentas fueron cerradas por mala administración), exploren maneras de rastrear cuántas de esas personas abrieron nuevas cuentas y cuán bien las están usando ahora. También consideren la evidencia presentada con anécdotas, recopilando testimonios de participantes, de ser posible. "Hechos y testimonios sorprendentes pueden ayudar a persuadir a los líderes de una organización para que continúen asignando recursos con el objetivo de respaldar la educación financiera", comentó Reynolds.

10. Incentivar a los participantes para que continúen su educación financiera luego de "graduarse". Money Smart está diseñado para ayudar a que los consumidores aprendan los conceptos básicos de las finanzas personales (en especial los relacionados con servicios bancarios). Pero pueden y deberían enriquecer este conocimiento con capacitación o asesoramiento personal adicionales sobre temas tales como inversiones, planificación de jubilación o preparación para la compra de una vivienda luego de haber aprendido los conceptos básicos en Money Smart. Comiencen encontrando importantes recursos en www.mymoney.gov, un sitio Web con información para el consumidor de más de 20 agencias federales. Los consumidores también pueden suscribirse para recibir asesoramiento práctico que los ayudará a ahorrar dinero a través de nuestra publicación trimestral Noticias para los Consumidores de la FDIC.

Lea más historias de éxito de (Lea más.)

Para obtener información sobre cómo utilizar el programa de estudio de educación financiera de Money Smart, contáctese con la siguiente dirección: communityaffairs@fdic.gov.



Última actualización 22 de noviembre de 2011 MoneySmartNews@fdic.gov